Estalla el conflicto, renuncian varias jugadoras y la RFEF responde

La situación en la Selección Española de Fútbol, en la rama femenina, ha reventado definitivamente y el conflicto quedó totalmente expuesto. Hace menos de un mes, las capitanas habían mostrado su descontento al seleccionador Jorge Vilda. Luego, las propias Irene Paredes, Jennifer Hermoso y Patri Guijarro, participaron en una rueda de prensa donde negaron haber solicitado la destitución del técnico. Sin embargo, sí reconocieron que había un malestar general. Finalmente, la RFEF no cedió a las presiones.

En voz de su presidente, Luis Rubiales, la RFEF respaldó totalmente a Vilda y avaló la renovación de la que había sido objeto antes de la Eurocopa. En unas declaraciones ofrecidas a RTVE, el propio seleccionador admitió la situación: “Me siento con fuerza y ganas de seguir, tengo el apoyo de la Federación. Me siento decepcionado porque se han transgredido los códigos del vestuario”.

Ahora, el asunto voló por los aires. Sin llegar a cumplirse un mes desde que se dieron las declaraciones de uno y otro lado, quince jugadoras renunciaron a la Selección. El Barcelona llevó la voz cantante con seis jugadoras: Patri Guijarro, Mapi León, Claudia Pina, Aitana Bonmatí, Sandra Paños y Mariona Caldentey. A ellas se unieron Ainhoa Moraza y Lola Gallardo, del Atleti; además de Nerea Eizaguirre y Amaiur Sarriegi, por parte de la Real Sociedad. También se sumaron Leila Ouahabi y Laia Alexandri, del Manchester City, junto a Lucía García y Ona Batlle del Manchester United. Finalmente, Andrea Pereira, militante del América, completó la lista. La decisión de estas jugadoras no fue compartida por la Balón de Oro y actualmente lesionada, Alexia Putellas. Tampoco se sumaron las militantes del Real Madrid.

La respuesta de la RFEF no se hizo esperar y emitió un duro comunicado que comenzó señalando la situación: “La Real Federación Española de Fútbol comunica que, a lo largo del día de hoy, ha recibido 15 correos electrónicos de 15 jugadoras de la selección absoluta femenina de fútbol, casualmente todos con la misma redacción, en los que manifiestan que la actual situación generada les afecta ‘de forma importante’ en su ‘estado emocional’ y en su ‘salud’ y que, ‘mientras no se revierta’, renuncian a la selección nacional de España”.

Luego, la Federación expuso su posición: “La RFEF no va a permitir que las jugadoras cuestionen la continuidad del seleccionador nacional y de su cuerpo técnico, pues tomar esas decisiones no entra dentro de sus competencias”.

Asimismo, habló del tema de las sanciones y, al menos por los momentos, evitará ponerlas en práctica. Al respecto, indicó: “De acuerdo con la legislación española vigente, no acudir a una llamada de la selección es calificado como una infracción muy grave y puede acarrear sanciones de entre dos y cinco años de inhabilitación. La RFEF, al contrario de la forma de actuar de estas jugadoras, quiere dejar claro que no las llevará a este extremo ni las presionará. Directamente, no convocará a las futbolistas que no desean vestir la camiseta de España. La Federación contará únicamente con futbolistas comprometidas aunque tenga que jugar con juveniles”.

Para finalizar, la Federación indicó cuáles son las condiciones para aceptar de nuevo a las disidentes: “Las futbolistas que han presentado su renuncia únicamente regresarán en un futuro a la disciplina de la selección si asumen su error y piden perdón”.

Las posiciones, al menos por los momentos, están muy claras. No habrá sanciones. La readmisión de las jugadoras solo procederá, en caso de disculpa. El seleccionador continuará en su cargo, con el apoyo de la RFEF y ni Putellas, ni el Real Madrid se han sumado al motín. De todas formas, por los vientos que soplan, de seguro, veremos nuevas noticias al respecto y esto está muy lejos de acabar.

1 comentario en «Estalla el conflicto, renuncian varias jugadoras y la RFEF responde»

Los comentarios están cerrados.

P