Los tiempos que maneja LaLiga: ¿Fútbol en verano?

Javier Tebas, presidente de la Liga de Fútbol Profesional, mantuvo en el día de ayer una reunión telemática con los clubes de Primera y Segunda División. En dicho encuentro se trató como tema central la fecha de regreso del fútbol en el país. Pues bien, pese a que la vuelta a los terrenos de juego es algo secundario actualmente, los clubes están actuando para intentar solucionar las posibles pérdidas que este parón acarreará.

En primer lugar, tal y como adelantó Isaac Fouto en el “Partidazo de Cope” anoche, Tebas planteó una serie de posibles calendarios en la que todos apuntan al fin de semana del 20/21 de junio como fecha tope para que LaLiga regrese. A su vez, se necesitarían nueve semanas para acabar todo: Liga, Champions y Europa League. Contando con que todos estos plazos se cumpliesen, la temporada 20/21 arrancaría pasada la segunda quincena del mes de septiembre.

Por otro lado, se trabaja de manera coordinada con el resto de ligas extranjeras para la vuelta de las competiciones europeas. Aquí es donde aparece el otro posible calendario: Casi con toda probabilidad, en España e Italia la vuelta al trabajo no coincidirá con el resto de países, por lo que se podría dar que tanto Champions como Europa League se reanuden en agosto tras la finalización de las competiciones domésticas.

Algo que si tiene claro Javier Tebas es que “Queda terminantemente prohibido plantear un escenario en el cual LaLiga no termine”. Esas palabras van dirigidas a aquellos clubes tanto de la Liga Santander como de la Liga Smartbank, los cuales debido a sus intereses plantean la posible suspensión del campeonato. Una de las terribles consecuencias que pudiera tener la suspensión de la temporada sería la enorme pérdida económica. Estudios aseguran que la Premier, con un total de 1065 millones de euros, seguida de LaLiga con 800 millones y por último la Bundesliga con unas cifras aproximadas a los 740 millones, serían las tres ligas que más perjuicios podrían sufrir.

Pero a estas alturas cabe plantearse: ¿Merece realmente la pena salvar esta temporada para tirar la siguiente? ¿ Es viable disputar 11 jornadas en un mes?. Sin ninguna duda se debe actuar de manera premeditada y con gran cautela para evitar problemas mayores.

P