La FIFA registra el bajón de España en el mercado de fichajes del verano

El transcurso de la pandemia global ha supuesto una crisis económica para todos los países del planeta. Aun así, los equipos del mundo del fútbol han tenido que adaptarse a la nueva normalidad para seguir realizando las actividades comunes antes de la aparición de la enfermedad. De esta manera, en el mercado de fichajes de este último verano ha habido una participación considerable si tenemos en cuenta la crisis latente. Sin embargo, España ha sufrido un decaimiento de su participación en el periodo de transferencias con respecto a otros años.

Los números son los que muestra el documento publicado por la FIFA: Inglaterra se encabeza como el país con más dinero gastado en nuevos fichajes (ya sea en forma de cesión o de venta). Los equipos de la liga española han tenido más dificultades para afrontar el dinero necesario para la incorporación de nuevos futbolistas. Incluso con este panorama ha sido el segundo país con más incorporaciones en el mundo (439 futbolistas), solo por detrás de Inglaterra (485 jugadores).

Si precisamos datos sobre el dinero empleado, Inglaterra ha gastado unos 1.251 millones de dólares. España desembolsó 486 millones de dólares posicionándose como el tercer país del mundo con más gastos en transferencias. Italia se coloca en segundo lugar con 543 millones. En cuanto a las ventas, el fútbol español ha sido el que más cantidad de dólares (moneda empleada por la FIFA) ha obtenido: 672 millones de dólares. El segundo puesto también es para Italia con 484 millones de dólares.

Esta circunstancia confirma la actual debilidad económica de los equipos españoles. Aunque existe un dato futbolístico de peso para restar importancia al apartado económico: el último campeón de la Liga de Campeones procedía de Alemania. Y todavía más. Ningún equipo inglés participó en las semifinales de la última edición de la Champions League.

Últimas Noticias

DEJA TU COMENTARIO

Por favor, ingresa su comentario
Por favor, ingresa tu nombre aquí