Unai Emery

Unai Emery quiere a un jugador del Villarreal CF

Unai Emery se interesa por un jugador del Villarreal CF tras su sorprendente salida del club de LaLiga Santander para fichar por el Aston Villa de la Premier League.

La salida de Unai Emery del conjunto valenciano no gustó a la afición del Villarreal CF. Ahora, el preparador vasco parece estar interesado en fichar a un futbolista de su ex equipo. Se trata de Samu Chukwueze, delantero senegalés de 23 años que milita en las filas del submarino amarillo desde las categorías inferiores.

Pese a que Emery suma dos victorias y una derrota en sus primeros partidos con el Aston Villa, ya habría comunicado a la cúpula del club sus intenciones de mejorar la parcela ofensiva. El club villano estaría dispuesta a desembolsar una cantidad próxima a los 40 millones por Samu Chukwueze en el próximo mercado invernal. Un valor bastante interesante que podría considerarse en la planta noble del club de La Cerámica para poder equilibrar cuentas.

Por su parte, Samu Chukwueze está realizando una temporada bastante discreta sumando el 42% de los minutos jugados y solo un 36% en la cuota del once inicial. Además, todavía no ha marcado en LaLiga Santander donde solo registra una asistencia en los 13 partidos disputados de los 14 posibles. El extremo nigeriano cuenta con contrato en vigor hasta 2024 y un valor de mercado según Transfermarkt de 20 millones de euros.

El gesto de Ings que está dando la vuelta al mundo

El fútbol además de dar goles y buenos momentos da lecciones de vida y este domingo Ings ha realizado un gesto ejemplar en el fútbol antes del inicio del encuentro entre el Aston Villa y el Brentford.

Riley Regan, un niño que asiste a las sesiones de fútbol para discapacitados denominada «Ability Counts» ha salido al terreno de juego acompañado de Ings. Riley necesitaba salir con auriculares para aislarse del ruido y también lo hizo el futbolista inglés, dejando una de las imágenes del año.

El futbolista está recibiendo felicitaciones de numerosa gente por el gesto realizado. El primero que lo ha felicitado públicamente ha sido su compañero de equipo, el central escribió en las redes sociales respondiendo a la foto con este mensaje: «La mejor parte del día Danny Ings».

Además el futbolista del Aston Villa se acordará de este partido para siempre porque en lo futbolístico también ha sido importante. Danny Ings ha anotado dos tantos en la goleada de su equipo al Brentford por 4-0, una victoria que le permiten alejarse de la zona del descenso.

Foto: Aston Villa

Steven Gerrard, destituido como técnico del Aston Villa

Once meses. Once han sido los meses que ha durado Steven Gerrard en el cargo como técnico del Aston Villa. Desde un principio, ilusionó la llegada de la leyenda inglesa al banquillo de los ‘villanos’. Todo parecía hilar a la perfección, pero todo se ha torcido de desmesuradas maneras.

Steven Gerrard llegaba a Birmingham con un bagaje muy bueno para ser un técnico muy interesante en un banquillo de Premier League. Venía de hacer historia en Escocia. Cogió a un Rangers que no ganaba un título ligero desde hacía 10 años y lo hizo campeón con números históricos: 102 puntos y 92 goles a favor.

Imperó con un fútbol muy vistoso, asociativo y vertical. Eso le hizo ganarse el respeto como un futurible entrenador de élite. Pronto empezarían a sonar los primeros rumores relacionándolo como el sucesor de Jürgen Klopp en Anfield. Por motivos obvios, ese momento tendría que esperar, ya que el Liverpool se encontraba en uno de los mejores momentos de su historia con el técnico alemán.

Ese necesario paso intermedio y de espera, antes de poder recalar en el club de su vida, podría ser el coger más experiencia en un equipo de la Premier League. Con esto, y siendo aún técnico del Rangers, le llegó la oportunidad de asumir el banquillo de todo un Aston Villa. Un equipo con muchas ambiciones, muy exigente y con grandes jugadores para armar algo interesante para el espectador. Obtuvo las riendas del equipo para intentar crear un estilo de juego que enamorase a la exigente afición de Villa Park.

Le dieron todas las piezas que pidió para construir su equipo con su seña de identidad, pero no ha sido así. Formó un conjunto muy blando en defensa, con muchas dudas en el medio del campo y un ataque muy irregular. No supo encajar las piezas necesarias para confeccionar un equipo que está para luchar por algo más de lo que está haciendo.

Jugadores como Coutinho, Ings, Watkins, Buendía, McGinn, Ramsey, Douglas Luiz, Bailey, Mings, Digne… piezas con los que no ha sabido crear equipo. En esta temporada, solo ha conseguido nueve de los 33 puntos posibles, situándose cuarto por la cola, empatado a puntos con un Wolverhampton, que está en puestos de descenso.

La contundente derrota en Craven Cottage frente al Fulham, por 3-0, ha terminado con la paciencia del club, que no tardó en destituirle al frente del equipo. Ese Gerrard que podía ser heredero de Klopp en Anfield, queda ahora con su reputación como entrenador en Premier muy tocada, porque ‘su Villa’ ha sido realmente decepcionante. Para volver a sonar para algo tan grande debe dar resultados, pero ahora las oportunidades serán otras.

La final de la Champions League podría cambiar de sede

Después de jugarse las semifinales de la UEFA Champions League y conocerse que habrá final inglesa, se ha planteado cambiar la sede de la última fase que, originalmente, se jugará en Estambul para que los fans no tengan que desplazarse hasta Turquía para ver la final.

El Aston Villa ha dialogado con la federación inglesa y la UEFA para que su estadio, el Villa Park, albergue este gran partido. El objetivo de eso es que los fanáticos ingleses no tengan que viajar hasta Turquía para ver este encuentro entre equipos del mismo país. También tiene que ver con la situación sanitaria, pues en el país Euro-Asiático los casos de Covid-19 están subiendo. Asimismo, la situación en Inglaterra no es la mejor, pues también tienen restricciones en cuanto a viajes al extranjero, que afectarían tanto a hinchas como a los propios equipos.

Si bien es cierto que Villa Park no cumple con los requerimientos para ser sede de una final. Por lo que el club ya trabaja para arreglar todos estos inconvenientes y estar preparados para el gran partido del año. La última vez que Villa Park albergó una final fue en la Recopa de Europa de 1999, en la que Lazio ganó 2-1 al Mallorca.

Manchester City y Chelsea se enfrentarán en la última instancia de la competición tras eliminar a PSG y Real Madrid, respectivamente, y han recibido 4000 entradas cada uno para venderlas a sus fans. Este partido está agendado para el 29 de mayo, mismo día que la final del play-off de ascenso de Championship, que se jugará en Villa Park. La FA tendrá que cambiar la fecha o la sede en caso de que se concrete el estadio de Birmingham como sede de la final de Champions.

Crónica| Chelsea F 2-0 Aston Villa F: Un mero trámite para el líder


El estadio de Kingsmeadow, en la ciudad deportiva del Chelsea, ha acogido hoy el encuentro correspondiente a la decimoctava jornada de la FA Women Super League. Este es un duelo que fácilmente podría haber sido tildado de David contra Goliat, pues las locales necesitaban la victoria para recuperar un liderato que ayer perdieron temporalmente tras la victoria del Manchester City por 1-0 frente al Reading, mientras que las visitantes llegaban a Londres con la necesidad de sumar de tres para poder alejarse del West Ham, que tan sólo un punto por detrás marcaba la zona de descenso.

El equipo blue salió con una formación 1-4-3-3 con la que buscaba hacerse con el control del balón. Emma Hayes alineó a Zecira Musovic en portería; defensa de cuatro para Carter, Bright, Eriksson y Blundell; creando juego estarían Cuthbert, Kirby y So-Yun Ji; y en ataque Fleming, Kerr y Reiten

Por otro lado las villans partieron con una alineación de 1-5-3-2, con las líneas muy juntas, una formación claramente defensiva con la que intentarían no encajar y dar la sorpresa a la contra. El entrenador inglés Marcus Bignot salió con Lisa Weiss defendiendo la meta; Hutton, McLoughlin, Asante, Franklin-Fraiture y Ale en defensa; el centro del campo sería para Ewers Arthurs y Follis; y arriba buscando el gol se encontraban Hanssen e Iwabuchi.

Como era de esperar, el partido comenzó con control del Chelsea, las visitantes bien plantadas alternaban el 1-5-3-2 en ataque con un 1-5-4-1 en defensa, sin permitir la más mínima situación de peligro, excepto cuando en el minuto seis, Sam Kerr recibió un pase a la espalda de la defensa, regateó a la meta del Aston Villa y mandó el balón por encima del larguero, pero afortunadamente para ella la jugada quedó invalidada por fuera de juego.

El Chelsea poco a poco se iba acercando más, la defensa villain se iba resquebrajando lentamente y eso se reflejaba en que las jugadas del conjunto de azul generaban cada vez más peligro, especialmente con las carreras de Kerr por la banda izquierda, que le ganaba la espalda a Ella Franklin-Fraiture con excesiva facilidad.

En el minuto 23, tras un largo asedio, Francesca Kirby centró el balón desde la izquierda del área para que Sam Kerr cabeceara sola en el borde del área pequeña, el balón, a pesar de ir blandito y bombeado, pillo a contrapié a Lisa Weiss, que no pudo hacer nada por evitar que el 1-0 subiera al marcador.

Las visitantes intentaron en ese momento reponerse del golpe y hacerse con la posesión pero sus ataques eran demasiado débiles para poder preocupar a sus rivales, que en el minuto 35 se hicieron con un balón que enviaron de nuevo a Kerr en carrera, esta se quedo sola ante la cancerbera, que rechazó su tiro enviándolo a la banda. Poco después, las blues volvieron a acercarse con un disparo lejano, pero este se marchó fuera, pasando a escasos centímetros del palo derecho, y a partir de este momento el partido volvió a estar bajo su control, con sus once oponentes por detrás del balón.

Al poco de empezar el tiempo de descuento, las jugadoras del combinado claret and blue intentaron lanzar una contra fácilmente detenida por la defensa local, que envió un balón largo para So-Yun Ji, quien de nuevo ganó la espalda a la defensa y se quedo sola frente a la arquera rival, pero erró su tiro y lo mandó a la derecha de la portería, siendo esta la última ocasión de una primera parte claramente dominada por las blues.

Tras el paso por vestuarios, el partido continuó con el mismo rumbo, las locales buscaban marcar un segundo gol que les proporcionase tranquilidad, mientras que las visitantes trataban de hacerse con un balón que les permitiera lanzar un contraataque con el que pudieran igualar el marcador.

En el minuto 56, Sam Kerr volvió a recibir un centro en el área, ganó el duelo aéreo a Admita Ale y cabeceó el balón, que salió volando hacia la escuadra izquierda de la portería defendida por una Lisa Weiss que no pudo hacer más que observar como su mano no alcanzaba el esférico y este se colaba en la portería, poniendo el 0-2 en el electrónico.

Seis minutos más tarde Kerr, la que hasta el momento era la mejor jugadora del partido, se retiraba del terreno de juego, tras enviar a saque de puerta un balón que podría haberse convertido en su tercer gol del partido. Esta sustitución fue la prueba de que Emma Hayes ya daba el partido por ganado y quería reservarse para la vuelta de su eliminatoria de Champions frente al Wolfsburgo.

Con el 2-0 en el marcador las jugadoras del conjunto local bajaron el ritmo, seguían teniendo el control de la pelota, pero las ocasiones dejaron de sucederse, y el partido lentamente fue acercándose al pitido final, con el cual el equipo blue se hacía con una victoria completamente merecida.

Con este resultado, el Chelsea recupera su condición de líder y viajará entre semana a Alemania para cerrar su clasificación a las semifinales de la UEFA Champions League, para ello tendrán que hacer valer la victoria que obtuvieron en la ida por 2-1. Por otro lado el Aston Villa suma ya cuatro derrotas de forma consecutiva, metiendo un solo gol en sus últimos 6 partidos, por lo cual acaban la jornada un solo punto por encima del descenso.

El Aston Villa prohíbe el ‘Fantasy’ a sus futbolistas tras filtrar una lesión

El ‘Fantasy’ de la Premier es muy popular entre los seguidores de la liga inglesa, e incluso los propios futbolistas lo juegan. En este tipo de juegos, los participantes tienen cierto presupuesto para fichar a 11 deportistas cualesquiera de la liga y crear así su equipo de fantasía (de ahí el nombre). Esos jugadores reciben una puntuación en base a su rendimiento en el campo a lo largo de la jornada: goles, asistencias, expulsiones…

La noticia salta cuando se descubre que un bot publica un tuit cada vez que un jugador o miembro de un club cambia a un futbolista en sus plantillas. Esta cuenta de Twitter reveló hace unos días que varios jugadores de la plantilla del Aston Villa habían retirado a Jack Grealish de sus onces virtuales días antes del encuentro contra el Leicester, dejando entrever su lesión.

Tras este escándalo, el periódico inglés The Times asegura que los altos cargos de los ‘Leones’ han prohibido a cualquier persona perteneciente al club participar en este tipo de juegos. «Vi en redes sociales que había rumores de que (Jack) no iba a jugar. Si salen de los entrenamientos, encontraré el origen y castigaré al culpable«, aseguró el entrenador del club de Birmingham, Dean Smith.

Pep Guardiola también se ha querido pronunciar respecto al ‘caso Grealish’. «A veces pasa y es de todo menos ético y profesional, pero esas cosas no se pueden controlar», aseguró el entrenador del conjunto mancuniano.

Sin embargo, no es la primera vez que se filtra una lesión a través de este juego. Andy Robertson, jugador del Liverpool, vendió a principios de mes a Sadio Mané días antes del partido contra el Brighton. Varios futbolistas del Leicester también eliminaron a Vardy de sus plantillas tras conocer que el delantero inglés estaría cuatro semanas de baja. ¿Debería prohibirse que los jugadores de la Premier jugaran al ‘Fantasy’?

P