Ancelotti: “Vini no tiene que cambiar nada de su actitud”

Carlo Ancelotti, entrenador del Real Madrid, ofreció declaraciones al culminar el encuentro, de la quinta Jornada de LaLiga, contra el Mallorca. Un enfrentamiento tapizado con errores arbitrales, que sumados al planteamiento del Mallorca, pusieron en peligro el liderato. No fue así y el conjunto merengue se apropió del encuentro con el cuatro a uno que brilló en la pizarra del Bernabéu.

En el flash interview, Ancelotti habló de sus sensaciones: “Han sido previsibles los problemas que tuvimos. Ellos han defendido muy bien, han marcado a balón parado, nos ha costado un poco entrar en el partido, pero hemos tenido cabeza fría. No hemos jugado de manera fantástica, pero sí estuvimos mucho mejor en la segunda parte”.

El ensayo con los dos ‘nueves’ que utilizó, primero Hazard y luego Rodrygo le dejó satisfecho: “Me quedo con los dos. Han dado algo distinto. Con Hazard hemos tenido posición. Valverde nos ha dado profundidad y luego Rodrygo”. Precisamente, Ancelotti profundizó en cuanto al desempeño del uruguayo: “Es un gran jugador, juega de medio, de extremo. Está más cerca de la portería y marca más. Ha marcado dos y marcará más. Es un fantástico atleta y un gran jugador”.

En cuanto al enfado de Marco Asensio, tras no poder ingresar al encuentro, señaló: “Estoy de acuerdo con él. Lo tengo en cuenta”.

Luego, en sala de prensa, Ancelotti ahondó sobre sus sensaciones: “Lo estamos haciendo bien, muy bien. El equipo ha sido capaz de suplir la falta de Benzema. Eso ha sido una inyección de confianza importante teniendo en cuenta que esperamos recuperarle lo antes posible […] Me quedo con los tres primeros goles. Han sido de gran calidad. Para mí, el mejor ha sido el más importante, el de la combinación entre Rodrygo y Vini Jr. A partir de ahí, todo fue más fácil. El partido ha sido complicado por muchas cosas: el calor, por encajar gol a balón parado. Al final, hemos mantenido la cabeza fría y poco a poco hemos dado la vuelta al partido y ganado”.

Ancelotti se refirió al físico que está mostrando la plantilla: “Hay muchos factores. En primer lugar, la genética de los jugadores. En la plantilla tenemos mucha energía, velocidad y fuerza. También está la actitud y el compromiso de los jugadores, que son serios y trabajan cada día. Esto nos permite tener una buena condición”.

Nuevamente, habló de Valverde: “Uno es líder cuando es un ejemplo y Federico es muy importante para nosotros. Lo está haciendo muy bien y sigue siendo muy humilde. Eso te puede ayudar para ser un líder fantástico para el futuro. Tenemos a muchos que pueden ser líderes con el ejemplo y no con la lengua. Eso es muy importante”.

Además, se refirió a Vinicius: “Es un jugador especial por cómo juega, aunque a veces por su forma de jugar el rival se puede enfadar. Siempre intenta regatear, esté el equipo ganando o perdiendo. A veces, cuando un rival va perdiendo se puede enfadar más de lo normal. Son cosas del fútbol y con su experiencia poco a poco va a aprender […] El árbitro ha de ser respetado en todos los sentidos. Vini Jr. tiene una calidad extraordinaria y los rivales con él son un poco más agresivos de lo normal. No tiene que cambiar nada de su actitud, ya que respeta mucho a los rivales y al árbitro. Si no lo hace, tiene que hacerlo”.

El técnico también comentó la estrategia que introdujo a partir del descanso: “La idea era quitar a Hazard de la posición de delantero centro. Metimos a otros en el movimiento, Valverde, Rodrygo o Vini Jr. Si el marcador no cambiaba, tenía pensado meter a Rodrygo de delantero centro”.

En cuanto a Hazard y Ceballos, Ancelotti entró en detalles: “Dani ha estado más dentro del partido porque no había mucho espacio para los delanteros. Hazard ha intentado lo que le he pedido, dejar la posición y espacios para los demás. Ha sido un partido positivo de los dos. Hemos tenido dificultad en la primera parte porque la posición de delantero centro no estaba ocupada por los demás. No cambia nada para el futuro. Tengo la misma idea. Pueden jugar Hazard o Rodrygo como delantero centro. Si juega Hazard de delantero centro, no puede jugar Valverde de extremo”.

Como no podía ser de otra forma, volvió a aparecer la polémica por el enfado de Asensio. Ancelotti explicó: “Estaba preparando meter a Mariano y a Asensio si no marcábamos el segundo. Pero, se lesionó Lucas Vázquez y con una sola ventana no pensé en sacar a otro jugador. Pese a ello, es normal enfadarse. Significa que quiere jugar. En este periodo ha sido el jugador más afectado de la plantilla y lo tengo en cuenta. Es un jugador importante y estoy de acuerdo con su enfado. No pasa nada”.

Partido muy complicado que Ancelotti y sus jugadores supieron resolver de la mejor forma posible. No era fácil sobreponerse al gol inicial, más aún, si provenía de un error arbitral al pitar una falta inexistente. Si a esto se le suma la estrategia del Mallorca, con una defensa férrea, demoras, faltas y provocaciones, el resultado toma mayor valor. Al final, los visitantes se marcharon desquiciados y con cuatro goles a sus espaldas. El italiano y los jugadores, en especial un eléctrico Vinicius, lograron que los provocadores cayeran presos de su propia estrategia. Como dice el refrán, fueron a por lana y salieron trasquilados. Septiembre sigue su curso y la próxima parada será la Champions, en apenas tres días. Así es esto.

Valverde: “Nosotros tenemos la rebeldía que a veces cuesta tener”

Fede Valverde, centrocampista del Real Madrid, brindó declaraciones al culminar el partido, de la quinta Jornada de LaLiga, contra el Mallorca. Un partido muy complicado donde el uruguayo brindó un antológico gol que significó el empate, al cierre de la primera mitad. Al final, el conjunto merengue se hizo con el encuentro y rubricó un cuatro a uno en el marcador.

Acerca de sus sensaciones, Valverde comentó: “Más contento por la victoria que por el gol. Yo corrí, empecé a ver camisetas rojas y sólo pensé en seguir corriendo, en dejarlas lo más atrás posible. De repente vi una blanca abriéndome el espacio y ahí decidí chutar. A Ceballos le cuento la asistencia… ¡Claro!”

El partido se puso muy cuesta arriba para el Real Madrid y tocó, nuevamente, valerse de una remontada. El uruguayo lo explicó así: “Esa rebeldía que a veces cuesta tener, nosotros la estamos teniendo. El orgullo de ir a por el partido pese a ir perdiendo”.

Por otro lado, llamó la atención la definición de Valverde, con la zurda, en su gol. Así lo explicó el centrocampista: “La temporada pasada lo intenté mucho con la derecha, pero pegaba en los palos, no entraba. Esta sí. Yo sólo trato de aprovechar mis cualidades, como correr con balón”.

En cuanto a la estrategia asumida por el cuerpo técnico, aclaró: “Ancelotti nos pidió que atacáramos el espacio. Sobre todo, que lo hiciéramos cuándo tuviésemos la posesión en campo propio, porque dejaban huecos a la espalda de la defensa”.

Finalmente, acerca del pleno de victorias que los mantiene líderes del campeonato, apuntó: “Bueno, humildad, trabajo y sacrificio. Hay que seguir esforzándose, que esto no acabe”.

El planteamiento muy defensivo del Mallorca y un primer gol en contra hicieron saltar las alarmas en el Bernabéu. Más aún, por tratarse de una anotación que fue producto de un fallo arbitral clamoroso. Valverde no cometió falta sobre Muriqui, pero el principal vio lo contrario y, además, sancionó al uruguayo con amarilla. Si a esto sumamos la dureza en el juego bermellón, pérdidas de tiempo, simulaciones y demás recursos, las cosas no pintaban bien para los locales. Sin embargo, la garra del Halcón apareció para conseguir la igualdad al filo de la culminación de la primera mitad. Fue una definición acorde con el extraordinario desplazamiento que mostró para, literalmente, ‘tragarse’ todo el campo hasta llegar al arco contrario. Ya después llegaron tres goles más, pero el uruguayo mostró el camino de la remontada y sus compañeros no le fallaron.

Crónica| Madrid 4-1 Mallorca: Halcón y samba, la receta del líder

Partido disputado en la tarde del domingo, once de septiembre de 2022, a las 14:00h, en el Santiago Bernabéu, correspondiente a la quinta Jornada de LaLiga, entre el Real Madrid y el Mallorca. El encuentro fue dirigido por el árbitro Jorge Figueroa Vázquez, con el apoyo en el VAR del colegiado David Medié Jiménez.

Alineaciones:

Con la dirección del entrenador italiano, Carlo Ancelotti, el Madrid presentó una lista de 21 jugadores, donde Benzema, Odriozola y Militão causaron baja por lesión. Finalmente, Carletto decidió salir de inicio con Courtois, Lucas Vázquez, Rüdiger, Alaba, Mendy, Ceballos, Kroos, Valverde, Rodrygo, Hazard y Vinícius. 

El Mallorca, bajo el mando del técnico mexicano, Javier Aguirre, llegó al partido con dos bajas y una convocatoria de 24 jugadores. Greif y Ndiayé quedaron fuera de la lista, por lesión. A partir de ahí, el once inicial quedó integrado por Rajković, Maffeo, Raíllo, Valjent, Nastasić, Jaume Costa, De Galarreta, Battaglia, Dani Rodríguez; Kang-in Lee y Muriqi.

La estadística general muestra que, de 68 partidos oficiales disputados, el Real Madrid ha salido airoso en 41 de ellos, con 12 empates y 15 derrotas. Los últimos enfrentamientos entre ambos conjuntos se produjeron en LaLiga, la pasada campaña y los merengues salieron airosos en ambos. El conjunto blanco ganó con un marcador de seis a uno, en casa, y de cero a tres como visitante.

El partido:

Con el Real Madrid estrenando un once con novedades importantes, incluyendo la de Toni Kroos como capitán, dieron inicio las acciones. No se trataba solo de nombres, sino también de posiciones, pues el alemán haría las veces de Tchouameni. Además; Lucas Vázquez, Ceballos, Rüdiger y Hazard entraron en la alineación, en lugar de los habituales Dani Carvajal, Modrić, Militão y Benzema. Cabe destacar que, los dos últimos, fueron cambios obligados por lesión. También está la novedad de ver, desde el inicio, a Valverde y Rodrygo jugando juntos. Por cierto, aprovecho para disculparme con Ancelotti por usar el término ‘habituales’, que tan poco le agrada al italiano. Viendo este once, de verdad que cuesta decir que semejantes nombres no son de todos los días. Pero, así es y debe ser la nómina de un grande que aspira a todo, con más de 60 partidos por delante en la temporada.

Con, apenas, 30 segundos de juego, un despiste de Rüdiger en la marca provocó la primera parada de Courtois, tras un potente disparo de Muriqui. Tuvo que llegar el minuto 4’, para que el Real Madrid ingresara en campo mallorquín con el balón dominado. Instantes más tarde, Vinícius comenzó con sus habituales regates por la banda izquierda, pero no fue el autor del primer disparo. Dani Ceballos tuvo el honor y puso a prueba al serbio Rajković, que detuvo, en dos tiempos, su disparo desde afuera del área.

Tras los minutos iniciales, con cierto desconcierto, ya el Real Madrid se hacía cargo del dominio de las acciones. El Mallorca se colocó fuerte en defensa y buscaba el vértigo con Muriqui, que ponía a prueba a Rüdiger. En el 9’, Vinicius estuvo a punto de inaugurar el marcador, pero un último control, donde el balón se le adelantó un poco más de la cuenta, se lo impidió.

Al 13’, Kroos intentó otro remate desde afuera del área, al igual que lo había hecho Ceballos, minutos antes. El posicionamiento bermellón invitaba a ello. Para una defensa tan cerrada, los disparos lejanos eran una opción más que apetecible. Al filo del cuarto de hora, Lucas Vázquez sufrió una fortísima falta, en la media luna, que provocó la tarjeta amarilla para Nastasić. Del cobro se encargó Kroos, pero su disparo se estrelló en una barrera kilométrica de nueve efectivos mallorquines, sin contar los incrustados merengues.

Rodrygo se escapó, al 19’, pero la gran jugada no disfrutó de una buena finalización y su disparo se marchó alto. De nuevo, al 21’, Kroos probó, sin éxito, desde afuera del área, tras una habilitación de Lucas Vázquez. Entre Rodrygo y Ceballos, estuvo una nueva oportunidad, al 23’, y ya el Real Madrid merecía su gol. Un minuto después, Mendy veía la amarilla por una falta cometida sobre Maffeo. Algo que ocurrió después de una no pitada sobre Vinicius. El brasileño había hecho un par de caños en la misma jugada, hasta que el tercero lo derribó.

Valverde y Rodrygo combinaron, al 26’, con remate final del brasileño controlado por Rajković. El propio uruguayo ubicó a Ceballos en el medio y el utrerano soltó un fortísimo remate que impactó en el parietal de Battaglia. El jugador mallorquín cayó al césped y, mientras era atendido, el árbitro aprovechó para conceder la pausa de hidratación.

Al 34’, Fede Valverde vio la amarilla por una acción más que discutida. Persiguió la escapada de Maffeo, cortó el balón y segundos después cayó el jugador mallorquín. El árbitro compró, no conforme con ello mostró la tarjeta y, para colmo de males, el cobro de la falta trajo el gol de cabeza del kosovar, Muriqui. Un resultado más que injusto favorecido por el garrafal error arbitral.

Vini cayó en el área rival, al 38’. Raillo se enojó con el brasileño y le empujó, ganándose la amarilla. El propio jugador bermellón cayó instantes más tarde, producto de una falta involuntaria de Hazard. El Bernabéu rugía y animaba a su equipo, con la misma fuerza que abucheaba al Mallorca. Vinicius lanzó un remate fortísimo, nuevamente desde afuera del área, que rozó el palo izquierdo y el brasileño le pedía más ímpetu a la grada. Luego, Hazard cayó en el área, pero el árbitro no consideró falta sancionable.

Finalmente, al 48’, llegó la locura al Bernabéu, acompañada de justicia poética. Fede Valverde, el mismo al que le sancionaron la falta inexistente en el gol mallorquín, devoró toda la cancha. Luego, buscó correrse al centro del área y soltó un zurdazo estruendoso para batir a Rajković. El halcón le devolvía la ilusión al madridismo y marcaba uno de esos goles de vestuario que disparan los ánimos a la estratósfera. No sucedió nada más y la estadística no podía ser más elocuente. El Real Madrid consiguió el 72% de la posesión, además de quince remates frente a tres de los visitantes. Bajo los tres palos, la diferencia fue de cuatro a dos, aunque engañosa. Unos cuantos que rozaron los palos, no cuentan al arco. El único lunar, la igualdad en el marcador, producto de la ceguera arbitral.

El segundo tiempo comenzó con la misma tónica y el dominio del Real Madrid. Al 51’, Bataglia pedía el cambio y Baba ingresó en su lugar. Luego, Ceballos ganó el aplauso del Bernabéu, tras perder un balón y recuperarlo en la misma jugada al borde del rectángulo rival. Llamativo era ver a todo el Mallorca metido en su propia área. En el 54’, se internó Vinicius, pero Rodrygo no logró llegar a su centro con el exterior.

En el 58’, Aguirre y Ancelotti movieron sus banquillos. De un lado, salieron De Galarreta y Dani Rodríguez para que entraran Grenier y Antonio Sánchez.  En el otro, Luka Modrić y Nacho Fernández ingresaron en lugar de Eden Hazard y Ferland Mendy. Al 61’, Lucas Vázquez ensayó otro disparo que le sacó astillas al vértice del arco defendido por Rajković.

A nivel posicional, Nacho se ubicó con Rüdiger como pareja de centrales y Alaba pasó al lateral izquierdo. Los recién ingresados, Grenier y Sánchez, tuvieron una oportunidad inmejorable, pero para la fortuna madridista no hubo una buena definición. En la siguiente jugada, cayó Lucas Vázquez en el vértice del área rival. Mientras se preparaba el cobro, Kang-in Lee caía en flagrante simulación y los jugadores del Real Madrid se enojaban por la descarada pérdida de tiempo. Alaba se encargó del cobro, pero sin consecuencias.

El partido caía, por momentos, en la estrategia dilatoria del Mallorca. Ancelotti le reclamaba al árbitro, algo inusual en él durante el partido. Luego, el italiano ingresó a Camavinga, en lugar de Ceballos. Un minuto más tarde, al 70’, Lucas Vázquez se retiró con molestias y entró Dani Carvajal. La reanudación presenció una internada maravillosa de Rodrygo, dejando rivales por el camino. Su pase a Vinicius fue transformado en oro puro por el habilidoso brasileño que dejó un defensa en el camino y definió con maestría. La estrategia del Mallorca volaba por los aires y el Real Madrid, finalmente, dominaba el marcador.

Al 76’, llegó una nueva pausa de hidratación para hacer frente al último cuarto de hora del encuentro. En el 80’, Alaba vio la amarilla, tras sujetar a Grenier. Vinicius cayó hasta tres veces seguidas, primero en el cobro de saques de esquina consecutivos a favor del Mallorca, luego al salir al contragolpe. A partir de ahí, los defensores lo buscaron con mayor insistencia y el brasileño pedía el ánimo de la grada. El Real Madrid había logrado revertir la estrategia bermellona y, para rubricarla, al 88’ llegó Rodrygo. Él solo regateó a todo el que se le cruzó y definió. La samba seguía a lo suyo y el 3-1 brillaba en el marcador, con el Bernabéu entonando el ‘cómo no te voy a querer’.

El único enfadado merengue era Asensio, que no pudo entrar al partido, por la lesión de Lucas Vázquez. Mal lo hace el mallorquín, pues sus méritos son los que lo tienen fuera del campo. Igual, el Real Madrid siguió a lo suyo y, en tiempo añadido, Rüdiger puso el cuarto en el marcador. Así se cerró el encuentro, con el cuatro a uno y los dueños de casa resolviendo, con contundencia, un partido complicadísimo. Septiembre sigue su curso y la próxima parada nos traerá la Champions. Un ritmo de partidos trepidante, provocado por un Mundial fuera de sitio.  

Ancelotti: “No cambiaremos el sistema por la baja de Benzema”

El entrenador del Real Madrid, Carlo Ancelotti, compareció en rueda de prensa en la previa del partido de la quinta jornada de LaLiga. El equipo recibirá al Mallorca, este domingo, once de septiembre, a las 14:00h.

En cuanto al partido y lo que espera de él, Ancelotti señaló: “El Mallorca, en los últimos partidos, lo ha hecho bien, ha defendido bien. Solo ha encajado tres goles y han sido de penalti. Harán un partido de defender y buscar el contragolpe […] No vamos a cambiar el sistema por la baja de Benzema. Hazard va a jugar mañana. No tiene la racha de gol de Karim. Hace mucho tiempo que no juega y no se la voy a pedir. No tenemos que perder la buena racha que tenemos arriba, combinando bien y con movilidad. No lo tenemos que cambiar”.

Carletto ahondó un poco más en el tema de Benzema: “Contra el Celtic jugó Hazard y mañana le voy a poner. Ojalá pueda repetir la buena actuación que tuvo. Las lesiones son cosas que pueden pasar. Benzema tuvo un pequeño problema contra el Celtic y el año pasado también lo tuvo en diciembre y lo suplimos bien. Sin él, el equipo jugó muy bien contra el Celtic, sobre todo en la faceta ofensiva, y ojalá se pueda repetir mañana”.

Continuando con el tema del ‘nueve’, Ancelotti habló del plan a seguir: “A Benzema no le vamos a forzar. No jugará el miércoles y ya veremos si juega el derbi. Si no lo juega, no creo que vaya con Francia. Karim marca muchos goles y el año pasado nos ayudaron a ganar títulos. Si estamos pendientes de un jugador es un aspecto positivo y no negativo. Este equipo tiene mucha calidad arriba con Vinicius, Rodrygo, Hazard, Asensio y Mariano en algunos partidos, que es muy potente de cabeza. Tenemos muchos recursos para mantener la buena racha que estamos llevando. No tenemos recambio natural para el mejor delantero del mundo. No hay sustituto en el mercado, pero se puede suplir con otros jugadores con distintas características”.

Dejando a un lado el tema Benzema, Ancelotti pasó a hablar de otros jugadores. De Vinicius: “El objetivo de Vini es seguir jugando como hasta ahora y la buena actitud que tiene. Fue determinante el año pasado y en este principio de temporada […] Es más continuo en la finalización y marca goles con mucha regularidad. Es difícil que pueda fallar delante de la portería. Quiero destacar que quiere mejorar y seguir manteniendo la buena actitud”. También habló de sus celebraciones: “Es brasileño y baila muy bien, no creo que moleste a nadie”. También habló de Courtois: “Tuvo un pequeño problema en la rodilla y se ha entrenado normalmente. Está bien. Es verdad que tenía molestias en los últimos días, pero mañana va a jugar”.

Con relación al estilo de juego del equipo, Ancelotti manifestó: “El Madrid tiene el mérito que se merece y dar 33 pases en una jugada de gol no significa que sea nuestra identidad. El partido estaba casi acabado y queríamos terminar con una posesión larga. La estadística dice que es más sencillo marcar en menos de diez pases. La estadística de gol con más de diez pases es muy baja. Puede ser que jugar con mucha posesión sea una moda que en los últimos años ha ido bien. El fútbol está cambiando y hay más verticalidad. En todos los países el fútbol de posesión no está tan de moda como en años anteriores”.

Para finalizar, el italiano volvió a ser preguntado acerca de las rotaciones: “Tenemos muchos datos técnicos y debemos tener en cuenta los minutos jugados. Son cosas que pueden confirmar sólo lo que ven mis ojos. Si mis ojos ven que un jugador está cansado y los datos dicen lo mismo, el jugador va a descansar. Si mis ojos ven que el jugador está bien en el campo y los datos dicen que está cansado, el jugador juega”.

Esta fue una rueda de prensa marcada por el ‘tema Benzema’. No es de extrañar, considerando su influencia en el juego y en el marcador. Pero como bien dice Ancelotti, en el mercado no hay un sustituto que juegue como él, así que toca tirar de banquillo. Eso sí, no se puede aspirar a que las prestaciones sean las mismas. Este es uno de esos casos en el que el resultado será el que mande, no importa la vía que se tome. Lo importante es que el reemplazo cumpla, a su forma, y los tres puntos se queden en casa. El juego y lo estético, aunque no se descarte, no es la prioridad. El asunto es sobrevivir sin el próximo Balón de Oro y esperar a su vuelta. Así transcurrirá este mes de septiembre para el vigente campeón.

Foto de portada vía Web oficial del Real Madrid CF

Ancelotti: “Si Kroos está bien el entrenador está más tranquilo”

Carlo Ancelotti, técnico del Real Madrid, ofreció sus impresiones al culminar el encuentro de la quinta Jornada de la Fase de Grupos de Champions. Los merengues lograron derrotar al Sheriff con marcador de cero a tres y certificaron su pase a octavos.

Con relación al partido señaló: “Ha sido bueno y serio, hemos competido bien y demostrado la calidad que tenemos. Hemos estado bien defensivamente, no hemos arriesgado, sobre todo al inicio. Estoy satisfecho, pasamos este grupo. Falta un partido y queremos ganarlo para llegar primeros”.

No podía faltar la alusión a Alaba, que además de marcar un gol de gran factura, hizo saltar las alarmas al pedir el cambio. Carletto intentó tranquilizar a la afición: “Ha tenido un pequeño esguince de rodilla, pero no parece nada preocupante porque no tiene mucho dolor. Está bastante bien y esperamos que pueda jugar el domingo”.

De la conversación que mantuvo con Casemiro, aclaró: “Hemos hablado porque me ha dicho que estaba apercibido y que no quería la tarjeta. He esperado un poco y luego lo he cambiado para evitar la suspensión para el partido contra el Inter”.

Acerca del momento de forma que está viviendo el equipo, señaló: “He dicho desde el inicio de temporada que este equipo puede competir. Ahora está saliendo todo bien, estamos con una buena dinámica y mostrando mucha calidad en todos los sectores. En este grupo lo hemos hecho bien, hemos fallado solo un partido. El equipo en el partido de la ida era completamente distinto, esta noche ha jugado un equipo serio que juega bien al fútbol”.

Asimismo, Carletto dio sus razones para los cambios efectuados: “He cambiado a Mendy porque tenía tarjeta, a Carvajal porque viene de una lesión y a Alaba porque tenía un pequeño problema. Me quedaban dos y Casemiro tenía la amonestación, así que luego he cambiado a Rodrygo porque llegaba de una lesión y tenerlo en el campo podía ser peligroso. Los demás están bien y jugamos el domingo por la noche, tenemos todo el tiempo para recuperar bien”.

Del MVP del encuentro, manifestó: “Si Kroos está bien el entrenador está más tranquilo. Cuando está bien maneja el balón como nadie, como ya he dicho esta combinación entre los tres (Modrić, Casemiro y Kroos) es espectacular. En los últimos partidos también ha marcado goles, lo está haciendo muy bien”.

Ancelotti tranquilizó a la afición con relación al estado de ánimo de Benzema, tras conocerse la sentencia del caso Valbuena: “No hemos hablado, está tranquilo. Es un tema que ya está desde hace tiempo hablado, el jugador está totalmente focalizado en su trabajo. Lo he visto muy tranquilo y ha estado muy bien en el partido”.

También se refirió a otros de sus jugadores. De Nacho, indicó: “Lo está haciendo muy bien. Ha jugado partidos, a veces no ha jugado, pero su profesionalidad es siempre top. Merece jugar, como otros, pero sé que puedo contar con él siempre”. Con relación a Rodrygo: “Ha jugado bien, ha estado muy listo enfrente y ha tenido oportunidades. Ha desequilibrado en la banda derecha y se ha combinado muy bien con Modrić. Para mí tiene la misma importancia que los otros jugadores. Es muy joven y tiene, como los otros, muchísima calidad”.

Finalmente, también hubo espacio para la táctica. Un tema que el italiano, generalmente, no elude: “Habitualmente en banda tenemos tres jugadores. Si Rodrygo se queda abierto, Modrić juega entre líneas y el lateral sube. Es un partido donde esta posición la tenemos que controlar más con el medio y a veces con el extremo. También depende de las características del equipo contrario. A la izquierda es un poco distinto porque Kroos no se adelanta mucho, entonces si Vini se queda abierto, Mendy cubre la posición entre líneas”.

La tarea de la Champions está cumplida. Tras el varapalo del partido de ida, Ancelotti y los suyos supieron corregir el rumbo. Ahora, solo resta certificar en casa el primer lugar contra el Inter, el próximo siete de diciembre. LaLiga es el otro tema a resolver en lo que queda hasta fin de año, con un camino complicado, pero que lo puede afrontar desde la posición de líder en la tabla.

Crónica| Sheriff 0-3 Madrid: Papeleta resuelta y clasificados a octavos

Partido disputado en la noche del miércoles 24 de noviembre de 2021, a las 21:00h, en el Sheriff Stadion, correspondiente a la quinta jornada de la Fase de Grupos en la Champions League, entre el Sheriff Tiraspol y el Real Madrid. El encuentro fue dirigido por el árbitro polaco, Szymon Marciniak, con el apoyo en el VAR del colegiado de la misma nacionalidad, Tomasz Kwiatkowski.

Alineaciones:

El Sheriff, bajo el mando del técnico ucraniano Yuriy Vernydub, armó una convocatoria de 21 jugadores. El once inicial quedó integrado por Athanasiadis, Costanza, Arboleda, Dulanto, Cristiano, Thill, Addo, Adama Traoré, Kolovos, Bruno y Castañeda.

Con la dirección del entrenador italiano, Carlo Ancelotti, el Madrid llevó a 23 convocados para el partido. Se quedaron fuera, por lesión, Fede Valverde, Ceballos y Bale; además de Hazard, convaleciente de gastroenteritis. La decisión de Carletto fue salir de inicio con Courtois, Carvajal, Militão, Alaba, Mendy, Casemiro, Kroos, Modrić, Rodrygo, Benzema y Vinícius.

En el partido anterior, hace dos meses, el Real Madrid salió derrotado en su casa con marcador de uno a dos. Si bien es cierto, los merengues lo intentaron de todas las formas posibles, con más de treinta remates al arco, no pudieron conseguir el triunfo y recibieron una de las derrotas más sorpresivas de la historia del torneo. A primera hora, el triunfo del Inter contra el Shakhtar dejó a los merengues en el segundo lugar del grupo. En consecuencia, el triunfo era prácticamente mandatorio para ellos, pues no solo les permitiría la clasificación a octavos, sino que evitaría una última fecha traumática, por decir lo menos.

El partido:

Los primeros minutos mostraron a un Real Madrid un poco impreciso en defensa. La siguiente jugada corrió a cargo de los blancos, pero la recuperación del balón por los moldavos lanzó un contragolpe trepidante desnudando de una vez su estrategia: presión alta, fuertes en defensa y contragolpes rapidísimos. Los merengues buscaban la calma y el control del balón. Un planteamiento lejos de lo señalado por Courtois en la previa: “Tenemos que enseñarles desde el inicio que vamos a ganar”.

La primera oportunidad real para el Madrid llegó al minuto 7’, tras una recuperación de Modrić y habilitación en largo para Rodrygo, pero la defensa resolvió, no sin apuros. Dos minutos después un remate de Kroos desde fuera del área provocó el rechazo del portero y el gol de Benzema, anulado por fuera de juego.

Los avances del Sheriff llevaban fuerza y peligro, aunque la presencia de Carvajal y Mendy, que no estuvieron en la encuentro de la primera vuelta, daba cierta seguridad en la zaga. Sorprendentemente, para lo que había sido el juego merengue en los últimos partidos, el ataque se recargaba por la derecha. Esa misma banda, en el 16’, trajo una nueva acción de peligro, pero el remate de Rodrygo fue controlado por Athanasiadis. Cinco minutos más tarde, el brasileño se internó de nuevo en el área chica, pero se engolosinó y no pudo concretar. El Madrid ya mostraba otra cara, habiendo superado el desconcierto inicial.

La ubicación de Modrić, recargado a la derecha, y el hecho de que estaba más enfocado que Kroos al ataque era la causa de un mayor protagonismo en ese lado del campo. Tanto era así que, en el 26’, el croata se lanzó a la izquierda y Vinícius por fin entró en acción combinándose con Benzema. El transcurrir de la jugada desencadenó en una falta al borde del área, ideal para un zurdo, que Alaba no desperdició para inaugurar el marcador. Si Ancelotti necesitaba una prueba de cuál era la banda que podía darle beneficios, ya la tenía frente a sus ojos.

En el 40’, de nuevo la banda izquierda. Vinícius, Mendy, pase al medio y el remate de Carvajal salió fuera por muy poco. Un Kroos más metido en el ataque era el responsable y ya no era solamente Modrić el generador de juego. El 43’ trajo una nueva falta cerca del área, esta vez sobre el alemán. Benzema se encargó del cobro por ser un perfil más favorable a un derecho, pero no generó peligro. Sin embargo, dos minutos más tarde, se combinaron veteranos y noveles. Comenzó Modrić, pase a Rodrygo, habilitación a Vinícius, pase de vuelta a Rodrygo quien le sirvió el balón a Kroos, que mandó un remate fortísimo al arco desde la frontera del área grande. La celebración llegó con retraso porque hubo que esperar a que se activara el reloj del árbitro principal que dictaminó que el balón sí había traspasado la línea de gol.

Un primer tiempo que trajo, para el Madrid, los goles que faltaron en la primera vuelta. Importante fue la solvencia defensiva, después de las imprecisiones de los primeros minutos, para contrarrestar los contragolpes moldavos. Eso fue lo que pudo mantener la portería a cero hasta que llegaron los goles. A pesar del marcador, no estaba siendo fácil la labor para el Madrid y se auguraba una segunda parte apasionante.

Los segundos cuarenta y cinco comenzaron con la misma tónica. Los avances del Sheriff requerían de mucha concentración y fuerza defensiva que los cuatro del fondo se encargaban de aportar con mucha solvencia. El Madrid no se echó atrás y también aportaba lo suyo, con una mayor participación entre ambas bandas.

En el 55’, un ataque por banda izquierda, donde Ferland Mendy se encargó de asistir a Benzema, trajo el tercer gol del encuentro. Gol 15 del francés en la temporada, quinto en la competición y en el minuto 55’. Un dato para el francés, por si estaba en búsqueda de un número para la lotería, el cinco podría traerle suerte.

El técnico ucraniano, Yuriy Vernydub, respondió con tres cambios en el 59’. Salieron Kolovos, Bruno y Castañeda; e ingresaron Nikolov, Julien y Yansane. Ancelotti comenzó  reservar sus piezas, un minuto después, y salió Mendy para que entrara Marcelo. Las alarmas se dispararon en el 62’ y el autor del primer gol, David Alaba, pidió el cambio y entró Nacho. En la misma acción, Carletto sacó a Carvajal e ingresó a Lucas Vázquez. La línea defensiva que arrancó el cotejo solo tenía un sobreviviente: Militão.

En el 67’, Courtois dijo presente sacando un remate con peligro de Traoré. La siguiente jugada de Thill pegó en el palo. Actividad normal considerando los cambios de la inédita línea defensiva merengue que necesitaba minutos de adaptación. Diez minutos más tarde, Traoré cayó al piso llevándose la mano al pecho, pero no perdió el conocimiento. A pesar de que quiso quedarse, fue sustituido preventivamente por Cojocaru. Desde aquí le deseamos lo mejor y que no pase de un susto.

Al 84’, entraron Antonio Blanco y Asensio, en lugar de Casemiro y Rodrygo. Fiel a su costumbre como revulsivo, el mallorquín tuvo sus chances en el 86’ y el 88’, pero Athanasiadis se lo impidió. Nada más ocurrió y el Real Madrid se convirtió en el primer equipo español clasificado a octavos. Todos los goles que se le negaron en el encuentro de la primera vuelta, aparecieron en Tiraspol. Falta por ver las consecuencias de la lesión de Alaba. El camino de espinas del calendario hasta fin de año, se aclara en la Champions.

Ancelotti: “No ganamos por calidad, sino por un espíritu indomable”

Carlo Ancelotti, entrenador del Real Madrid, ofreció sus impresiones al culminar el encuentro de la quinta Jornada de LaLiga. Los merengues vencieron con marcador de uno a dos al Valencia, en un encuentro que se caracterizó por el dominio valencianista y una remontada dramática.

El técnico italiano realizó un análisis inicial, en el flash interview: “Hemos hecho bien la contra, buenas combinaciones, no hemos defendido bien, no hemos tenido agresividad, siempre atrás, atrás, atrás… Eso pasa, que te meten un balón y te marcan. Pero la personalidad fue muy buena, el desgaste del Valencia fue muy alto, yo pongo frescura en el campo y ganamos el control del partido. Los sustitutos lo han hecho muy bien, han cambiado el partido”.

Acerca de lo planteado por el Valencia, señaló: “Está jugando muy bien, ha sido complicado después de jugar el miércoles. El partido ha cambiado en el final”.

Asimismo, se refirió a varios de sus jugadores: “Benzema y Vínícius son dos delanteros del Real Madrid, tenemos la suerte de tener este tipo de jugador. Para mí, Hazard ha jugado bien, muy satisfecho con él, con Camavinga cuando entró. Tenemos que mejorar el control defensivo. Carvajal salió con molestias en el gemelo, veremos en los próximos días”.

En la rueda de prensa telemática, Ancelotti continuó hablando de sus jugadores: “Benzema y Vinicius lo están haciendo muy bien. En la primera parte han hecho muy buenas combinaciones con Hazard. Hemos sufrido en salida de balón, no estábamos frescos. Pero a la contra han estado fantásticos. Cuando hemos tenido el control del partido, han sido muy peligrosos. Hazard ha jugado muy bien. Ha combinado muy bien y ha intentado encontrar soluciones. Ha estado muy activo. En lo ofensivo, lo han hecho muy bien”.

Con relación a los cambios, apuntó: “Hacerlos es muy complicado, porque cambio de idea muchas veces. Los que han entrado han cumplido muy bien. Rodrygo, Lucas, Camavinga, Isco… Los que han entrado, al final han cambiado la dinámica del partido, con más agresividad. Como he dicho muchas veces, la llave está ahí. Los cinco cambios es una ventaja muy grande porque tengo un banquillo de mucha calidad”.

Al continuar con el análisis del encuentro, Ancelotti sorprendió con su sinceridad: “No hemos ganado por la calidad. Hemos ganado por el espíritu. Un espíritu indomable. Hemos tenido la capacidad de mantenernos fríos de cabeza. Tengo un equipo muy joven. No puedo decir que estamos jugando un fútbol espectacular, tenemos que mejorar en el juego defensivo, ser más agresivos, pero creo que con este espíritu, lo vamos a arreglar”.

Se le consultó acerca de si, este Real Madrid, era el mejor equipo joven que había entrenado. Aunque no quiso ‘mojarse’, no se guardó elogios: “Es una pregunta muy difícil. He tenido muchos jóvenes con mucho talento. Creo que es importante que los jóvenes entiendan que la calidad no es suficiente en el fútbol de hoy. Tienen que meter el compromiso, personalidad, motivación. La calidad que tiene esta plantilla es de absoluto alto nivel”.

Finalmente, el comentario acerca del gol, tan escaso la pasada temporada, se hizo presente. Carletto señaló: “No pensaba que este equipo no tenía gol. Este equipo lo tiene porque los jugadores tienen mucha calidad. El trabajo del entrenador es juntar esa calidad en favor del equipo”.

Sin ánimo de entrar en comparaciones, que siempre son odiosas, es de agradecer el tipo de declaraciones por las que se está caracterizando Ancelotti. Hay análisis del juego, obviamente enaltece las virtudes de sus jugadores, pero también habla de los puntos de mejora.

Por supuesto, hay que insistir en que sigue siendo muy pronto y la temporada es muy larga. Sin embargo, con la entrega y la disposición que se está viendo en los jugadores, se pueden alcanzar grandes cosas. Desde acá coincidimos plenamente con Carletto cuando dice: “La calidad no es suficiente en el fútbol de hoy”. Y vaya que el Madrid tiene ejemplos como esos en grandes cantidades, y sin ir muy lejos, en este reciente mercado veraniego se vio alguno. Hoy el juego no fue bueno, pero ganas de ganarlo sí hubo, y así, se pueden ganar muchos partidos.

Benzema: “Todos los que entran ayudan mucho, es una victoria del grupo”

Karim Benzema, delantero del Real Madrid, ofreció declaraciones al culminar el partido contra el Valencia. Su gol, en el minuto 88, concretó la remontada de un conjunto merengue, al que no se le vio muy cómodo durante todo el encuentro.

En los micrófonos de Movistar, el francés analizó las acciones: “Creo que fue un partido difícil contra un buen Valencia en su casa. Siempre es difícil ganar aquí, creo que merecimos hasta el final los tres puntos que son importantes para nosotros”.

Con respecto a los cambios introducidos por Ancelotti, señaló: “Todos los jugadores y la gente que entra al partido nos ha ayudado mucho, es una victoria para el grupo”. Asimismo, se le consultó en relación a su producción goleadora. Ya son seis goles en cinco jornadas, a lo que contestó: “Está bien, si puedo continuar así…”.

En definitiva, un gran triunfo para el Real Madrid. Por lo trabajado y lo complicado, además del escenario, es de esos triunfos que sube la moral y que, al final, pueden hacer ganar Ligas.

Crónica| Valencia 1-2 Madrid: Vini y Benzema neutralizan la ‘ley del ex’

Partido disputado en la noche del domingo 19 de septiembre de 2021 a las 21:00h, en el estadio de Mestalla, correspondiente a la quinta Jornada de LaLiga, entre el Valencia CF y el Real Madrid CF. El encuentro fue dirigido por el árbitro Pablo González Fuertes, con el apoyo en el VAR del colegiado Ignacio Iglesias Villanueva.

Siguiendo el protocolo sanitario, se permitió la entrada al 60% de la capacidad registrada en el estadio, además de empleados, operarios y medios de comunicación. Bajo estas condiciones, se pudo contar con un máximo de 29.000 espectadores.

Alineaciones:

El Valencia, bajo el mando del técnico alicantino José Bordalás, y con las bajas de Cheryshev, Álex Blanco, Piccini y Gayà, armó una convocatoria de 22 jugadores. El once inicial quedó integrado por Mamardashvili en la portería, acompañado por Correia, Paulista, Alderete, Foulquier, Wass, Guillamón, Soler, Hugo Duro, Guedes y Maxi Gómez.

Con la dirección del entrenador italiano, Carlo Ancelotti, y con una lista de seis bajas, el Madrid llevó a 22 jugadores convocados para el partido. Se quedaron fuera de la lista, por lesión, Marcelo, Mendy, Kroos, Bale, Ceballos y Mariano. Los canteranos Miguel Gutiérrez y Antonio Blanco fueron incluidos, tal y como ha sido costumbre en la naciente temporada. Finalmente, la decisión de Carletto fue salir de inicio con Courtois, Carvajal, Militão, Alaba, Nacho, Modrić, Casemiro, Valverde, Vinícius, Benzema y Hazard.

La temporada pasada cada conjunto se impuso en el partido donde actuó como local. En Mestalla, triunfó el Valencia con un categórico cuatro a uno en el marcador. Por otro lado, en el Di Stéfano, se impuso el Madrid con pizarra de dos a cero.

El partido:

Comenzó el encuentro con el Real Madrid vistiendo la tercera equipación recién presentada en esta semana. Con ambos equipos estudiándose, no fue sino hasta el minuto 6, que ocurrió el primer tiro a puerta, que estuvo a cargo de Casemiro. El Valencia intentó acercarse en los minutos siguientes, sin éxito, y tan pronto los merengues lograron sacudirse, Valverde condujo un contragolpe con peligro que finalizó en saque de esquina a favor. Los primeros diez minutos mostraron un encuentro vertiginoso de ambos lados.

Al minuto 13, se combinaron Hazard y Vinícius por la izquierda generando peligro con una jugada de videojuego. Túnel del brasileño y ruleta del belga, cuyo disparo fue rechazado por la defensa. En el 14’ salió lesionado Soler y entró Musah. Apenas seis minutos después, también se lesionó Correia y entró Lato. En el 25’, salió lesionado Carvajal y entró Lucas Vázquez.

El encuentro se tornó confuso y trabado, aderezado por el tema de los cambios imprevistos. En el 27’ hubo un forcejeo, entre Alaba y Maxi Gómez, que se dejó para posterior revisión en el VAR. No hubo sanción. En el 31’, contragolpe entre Benzema, Hazard y Vinícius, que Casemiro terminó rematando, para que Mamardashvili controlara. Las mejores jugadas merengues se armaban cuando el tridente se lograba juntar, sin embargo, el control del partido corría a cargo del conjunto ‘che’.

El 38’, trajo la primera amarilla del partido para Gabriel Paulista, por falta sobre Vinícius. Cinco minutos después, el mismo jugador valencianista hizo lucir a Courtois rechazando su remate de cabeza. Cuatro minutos de añadido, presenciaron la amarilla para Casemiro, pero no modificaron el marcador. Un primer tiempo con dominio valencianista, donde las jugadas de mayor peligro del Madrid fueron producto de los contragolpes.

El segundo tiempo comenzó con un ataque por lado. Hugo Duro y Vinícius pusieron a prueba a los porteros. En el 49’, Guedes remató muy alta una buena aproximación del Valencia. En el 53’, Duro conectó de nuevo, pero Courtois controló fácilmente. El dominio valencianista, al igual que en el primer parcial, también estaba presente en la reanudación. El 55’, trajo la tarjeta amarilla para Nacho, por protestar una falta sobre Yunus.

Superados los diez primeros minutos, el Madrid logró meterse un poco más en el partido, con dos saques de esquina casi consecutivos. La posesión del balón se tornó más equilibrada, sin embargo, en el 63’, se cumplió la ‘ley del ex’ y Hugo Duro inauguró el marcador. La reanudación trajo la entrada de Camavinga y Rodrygo, en sustitución de Modrić y Casemiro.

El Madrid se lanzó sobre la portería rival y, aunque faltaba fluidez en su juego, lograron conectar varios remates, casi consecutivos. Benzema, en el 69’, hizo el primero. Al 72’, fue Rodrygo el que remató fuera por poco. Dos minutos más tarde, nuevamente el francés, lo intentaba sin éxito. El 77’, trajo tres cambios en el Valencia y dos en el Madrid. Salieron Hazard y Valverde, para dar entrada a Isco y Jović. También se marcharon Maxi Gómez, Guedes y Hugo Duro, e ingresaron Racic, Marcos André y Helder Costa.

La reanudación trajo una tarjeta amarilla para Rodrygo, por falta cometida sobre Lato. Los minutos finales mostraron a un Madrid encerrando al Valencia en su área y de repente, ocurrió lo impensado, para como se había desarrollado el encuentro. Vinícius en el 85’ y Benzema en el 88’, le dieron la vuelta al marcador. Camavinga vio la amarilla en el 92’, y no se vio nada más en los cinco minutos de añadido. El Real Madrid sufrió lo indecible, pero el arreón final y las individualidades le dieron un triunfo de esos que ganan Ligas.

Avance de lesionados en el Madrid, en la previa del partido entre colíderes

A falta de muy poco, para el encuentro de la quinta jornada de LaLiga, se conocieron avances en la recuperación de jugadores del Real Madrid. Durante la fecha mencionada, los merengues visitarán Mestalla para enfrentarse al Valencia, en un partido entre colíderes.

En la línea defensiva hay novedades importantes. Tal vez, la más llamativa, corresponda al caso de Ferland Mendy. El lateral francés, estuvo en la convocatoria del pasado encuentro de LaLiga, frente al Celta. Sin embargo, de acuerdo con la información del diario Marca, sintió molestias tras el último entrenamiento, que al final se tradujo en un problema muscular. No hay que olvidar que no ha sido fácil para él, recuperarse de la periostitis tibial que sufrió a finales de la temporada pasada. Se estima que el período de baja sería de tres semanas, al que se sumaría el parón de selecciones. En total, un nuevo mes en el que se intentará ponerle a tono.

La demarcación del lateral izquierdo, tendrá que ser resuelta entre Miguel Gutiérrez y Nacho, puesto que Marcelo también estará fuera. Esto, considerando que no se presente otro contratiempo, pues es conocida la preferencia de Ancelotti en cuanto a que Alaba juegue de central. La lesión muscular sufrida por el brasileño, que le impidió viajar a Milán, le tendrá de baja, aproximadamente, por un mes.

Con respecto al centro del campo, no hay mayor novedad. Ceballos continúa en el proceso de recuperación de la lesión de tobillo que sufrió en los Juegos Olímpicos. Por su parte, Toni Kroos avanza lentamente con el tema de su pubalgia. Este tipo de lesión se caracteriza por la incertidumbre en los tiempos y se está llevando con la prudencia del caso.

Finalmente, está la línea delantera, con casos confirmados y otros en observación. Gareth Bale está definitivamente fuera, producto de la rotura del isquiotibial en su pierna derecha. Las lesiones del galés, después de los compromisos con su selección, lamentablemente han sido recurrentes y ya no sorprenden.  Benzema trabajó en el interior de las instalaciones, haciendo sonar las alarmas. Sin embargo, el periodista José Félix Díaz, publicó en sus redes sociales que no hay motivo de preocupación. Habrá que esperar al entrenamiento de la víspera del encuentro en Mestalla, para conocer si estará en condiciones de viajar. De igual forma, Mariano también se quedó en el gimnasio y, como se ha hecho habitual, se desconoce si estará o no en la lista de convocados.

En resumen, el Real Madrid cuenta con cinco bajas seguras: Mendy, Marcelo, Kroos, Ceballos y Bale. Asimismo, tiene dos casos en observación: Mariano y Benzema.  A pesar del número, no se vislumbra, al menos de momento, un problema como el de la temporada pasada. Los casos del alemán y el francés, vienen desde la campaña anterior. El del utrerano fue producto de una durísima entrada que sufrió en los Olímpicos. Lo de Bale ha sido recurrente en su carrera, quedando solo lo de Marcelo como atribuible a la gestión de esta campaña, a la espera de lo que suceda con Mariano y Benzema.

|PREVIA| Levante UD – Real Madrid: Prueba de fuego para los de Zidane

El Levante UD y el Real Madrid se verán las caras en la quinta jornada liguera. El conjunto granota debutará como local, pero no lo hará en el Ciudad de Valencia, sino en el Estadio de la Cerámica (Villarreal). El encuentro estará marcado por las numerosas bajas que atraviesa el Real Madrid, en lo que será uno de los partidos más difíciles de la temporada para los de Zidane. El choque tendrá lugar en la tarde del domingo 4 de octubre a las 16:00 horas.

Antecedentes

Temporada 2019/20: Ida: Real Madrid 3-2 Levante UD. Vuelta: Levante UD 1-0 Real Madrid.

Temporada 2018/19: Ida: Levante UD 1-2 Real Madrid. Vuelta: Real Madrid 2-1 Levante UD.

¿Cómo llega el Levante UD?

El Levante llega habiendo perdido dos de sus tres encuentros de Liga Santander (una victoria). Los de Paco López, a pesar de ser un equipo muy competitivo, viene de perder contra el Sevilla (1-0) tras haber vencido al Osasuna (1-3) y haber perdido en la primera jornada contra el Valencia (4-2). Unos resultados que los sitúan en la zona media de la clasificación y tan solo un punto por encima de los puestos de descenso.

¿Cómo llega el Real Madrid?

Los de Zidane, llegan imbatidos en sus tres encuentros de Liga Santander (dos victorias y un empate). El conjunto blanco llega a este encuentro en una excelente dinámica, ya que ganó de forma ajustada al Valladolid (1-0) después de haber derrotado al Betis (2-3) y de haber empatado fuera de casa ante la Real Sociedad (0-0). Estos resultados le sitúan en puestos de Champions League empatado a puntos con el liderato.

El partido

El Levante y Real Madrid volverán a verse las caras, esta vez, en el Estadio de la Cerámica, un recinto donde los de Zidane no han ganado en sus tres últimas visitas en las que se han saldado siempre por 2-2. Cargados de bajas, los de Zidane tendrán enfrente a un rival que se le ha atragantado en los últimos años. Los granotas son rivales que suelen competir bien contra los ‘grandes’ y que, tras hacerlo en sus tres encuentros a domicilio, juega por fin como local.

El Levante es un equipo con un 1-4-4-2 clásico bastante equilibrado y que cuando juega contra un equipo superior técnicamente intenta defender fuerte y salir rápido a la contra con un juego muy directo. Esto no es lo que mejor le viene al Madrid, y precisamente por eso siempre le ha costado ganar en tierras valencianas.

El Real Madrid continúa buscando la puesta apunto. Con apenas tres partidos jugados, el técnico francés ha reconocido que ha utilizado estos partidos como banco de pruebas, cambiando de sistema en cada uno de ellos para comprobar qué le viene mejor a la plantilla que tiene.

Zidane optará por un 1-4-3-3, con dos laterales con recorrido que lleguen con facilidad al área rival y dos mediocentros de contención. Ofensivamente, Vinicius y Rodrygo aportarán la chispa y velocidad por banda. Benzema, intentará poner los goles, ya que todavía no se ha estrenado en lo que va de temporada.

Jugadores a seguir

Courtois: Actual Zamora de la pasada temporada y una de las piezas claves en el esquema de Zidane. Tras sus grandes actuaciones frente a Betis y Valladolid, el belga se coloca en el punto de mira para ser uno de los jugadores más destacados del conjunto blanco.

A. J. Morales: «El comandante» llega en un estado de forma envidiable. Tres goles y dos asistencias son las cifras del español en las cuatro jornadas ligueras que llevamos hasta ahora. Velocidad y definición son las sus características más destacadas con las que pondrá a prueba al Real Madrid.

Rueda de prensa

Zidane: «Es cierto que es el tercer partido fuera, sabemos dónde vamos aunque no sea su estadio. El año pasado ya fue muy complicado. Hemos preparado bien nuestro partido. Es lo que vamos a intentar hacer. Vamos a tener seguro dificultades pero estamos preparados».

Paco López: «Sabemos cuál es el nivel del Real Madrid. Tenemos que esperar que no tenga el día y eso debemos provocarlo nosotros. La clave es creer que se puede y agotaremos todas las posibilidades que tengamos».

Convocatoria

Levante UD: Koke Vegas, Son, Toño García, Rober Pier, Radoja, O. Duarte, Roger Martí, Bardhi, Morales, Malsa, Aitor Fernandez, Ruben Vezo, Postigo, Vukcevic, De Frutos, Clerc, Miramón, Dani Gomez, Melero, Coke, Campaña y Cárdenas.

Real Madrid: Courtois, Lunin, Altube, Sergio Ramos, Varane, Nacho, Marcelo, F. Mendy, Chust , Modric, Casemiro, Valverde , Odergaard, Isco, Benzema, Asensio, Lucas Vazquez, Jovic, Vinicius Jr y Rodrygo.

Posibles Once

Levante UD: Aitor Fernández, Clerc, Postigo, Rubén Vezo, Miramón,Malsa Radoja, Bardhi, Campaña, Roger Martí y José Luis Morales 

Real Madrid: Courtois, Mendy, Sergio Ramos, Varane, Lucas Vázquez, Casemiro, Modric, Fede Valverde, Rodrygo, Vinícius Jr y Benzema

Árbitro: José Luis Munuera Montero
VAR: Pablo González Fuertes

P