|CRÓNICA| Sevilla FC 0-1 Real Madrid: Otra vez el Madrid, otra derrota

El Sevilla se enfrentó al conjunto blanco en busca de los tres puntos y la cuarta victoria consecutiva en LaLiga. Tras el partido que realizaron ante el Chelsea en el que cayeron por cuatro goles a cero, los nervionenses han salido dispuesto a resarcirse de ese mal partido.

Los de Zinedine llegaban al partido tras una mala racha de resultados. Los de la capital cayeron por dos goles a cero ante el Shakhtar, y por dos goles a uno ante el Alavés en la competición doméstica.

Sendos conjuntos necesitaban los tres puntos para ir escalando puestos en la tabla.

Alineaciones:


Julen Lopetegui volvió apostar por el sistema 4-3-3, esta vez formado por: Bono, Navas, Koundé, Diego Carlos, Aleix Vidal, Fernando, Rakitic, Jordán, Ocampos, De Jong y Munir.

El técnico vasco recupera al guardameta marroquí Bono, y le da minutos a Aleix Vidal que salió como lateral izquierdo. Julen vuelve apostar por De Jong en la delantera, acompañado de Ocampos y Munir.

El Real Madrid salía también con la misma formación 4-3-3 con los siguientes jugadores: Courtois, Vázquez, Varane, Nacho, Mendy, Casemiro, Kroos, Modric, Vinicius, Benzema y Rodrygo.

Zinedine apostó por la juventud arriba en las bandas, los dos brasileños cuentan con una gran velocidad y desborde. El técnico blanco recupera en la delantera a Benzema.

El partido:

El cuero comenzó a rodar en el Ramón Sánchez Pizjuán cuando el reloj marcaba las 16:15 horas. El Madrid empezó con muchas ganas el encuentro tanto es así, que no corría ni el primer minuto y ya gozaron de la primera ocasión: un pase de Rodrygo a su compatriota Vinicius que éste no supo materializar.

El Sevilla apenas tuvo el cuero en los primeros compases en el que los blancos gozaron de hasta tres ocasiones en los primeros cinco minutos. El portero marroquí Bono cometió un error que le hizo tener que esforzarse al máximo para evitar el gol madrileño.

Varios errores de Bono hicieron que el Real Madrid gozará de más ocasiones de las merecidas. Poco pudo hacer el Sevilla en la primera mitad en la que apenas tuvo el cuero y, por consecuente, ocasiones para hacerse con el gol.

Tras dos errores claros del marroquí, el meta nervionense tuvo que ponerse el mono de trabajo: un tiro de Benzema que se marchó a su palo izquierdo, hizo que Bono tuviera que estirarse lo máximo que pudo y sacar una mano salvadora. Vuelve el nivel del marroquí que demostró en la pasada campaña en la parte final de la Europa League, en la que se convirtió en el salvador hispalense.

El Real Madrid fue el claro protagonista del encuentro en los primeros cuarenta y cinco minutos, pero no logró hacerse con el gol. Por lo tanto, el colegiado que añadió un minuto hacía sonar su silbato en el 46 para que sendos conjuntos se marchasen a vestuarios en tablas.

Al final de la primera mitad con el tiempo cumplido: el jugador nervionense Munir, cayó lesionado al verde. El extremo que tras un esfuerzo, se tocó en la zona posterior del muslo de su pierna derecha.

Nada más comenzar la segunda mitad, el extremeño Óliver Torres entraba a sustituir al lesionado Munir.

Comenzó la segunda mitad y, cuando parecía que el Sevilla se resarcía de la primera mitad. Otro error de Bono le costó el primer gol a los nervionenses. Un pase de Mendy, que el brasileño Vinicius lograba rozar, al meta marroquí se le escapó de la mano.

Tras el gol, los hispalenses hicieron todo lo posible para igualar al menos el encuentro pero no fue posible. Dos chilenas fueron las ocasiones más clara para los rojiblancos en el encuentro: la primera de De Jong que se marchó directamente a las manos de Courtois y, la segunda de Lucas Ocampos que hizo trabajar al meta belga.

El Real Madrid se mantenía arriba en el marcador e intentó aguantar el resultado. El Sevilla era el encargado de tener el balón y, por consecuente la posesión pero no lograba crear peligro. Lopetegui realizó tres cambios a la vez buscando ese desborde que le hiciese volver a igualar el marcador.

Los de la capital supieron aguantar el resultado y llevarse los tres puntos a domicilio. Negándole a los hispalenses la cuarta victoria consecutiva en la competición doméstica.

Un partido más en el que el equipo blanco llega al Ramón Sánchez Pizjuán con una mala dinámica y, consiguen la victoria.

Últimas Noticias