El Arsenal pone la Premier League al rojo vivo

El Arsenal logró ganar en casa al Liverpool, que sumó su segunda derrota de la temporada en la Premier League. Tres puntos vitales para los de Arteta, que se confirman como candidatos a ganar la liga.

El encuentro comenzó en el Emirates Stadium con un Arsenal presionando arriba al Liverpool, que sufría saliendo con el balón. En una jugada de fútbol directo total de los gunners estuvo a punto de llegar el primer tanto, sacó el portero David Raya, Martinelli puso un centro que remató Saka con la cabeza, pero el balón se fue a fuera.

Dos minutos más tarde, en otra jugada rápida, los de Arteta se pusieron por delante en el marcador. Odegaard le puso un buen balón hacía Havertz, que paró Allison, pero el portero brasileño no pudo con el segundo chut, este de Saka, que le cayó el rehace y mandó el balón al fondo de la red.

Gabriel con la mano silenció Emirates en el último suspiró de la primera mitad

El Liverpool poco a poco fue reaccionando y tuvo algunas ocasiones, como el cabezazo de Van Dijk, que se fue por encima de la portería. Al borde del descanso en una jugada de fe de Luis Díaz, que se llevó el balón y Gabriel con la mano se marcó en su propia portería para colocar el empate a uno en el marcador. Con este tanto extraño finalizaron los primeros 45 minutos.

La segunda mitad arrancó con la entrada del polaco Kiwior en lugar de Zinchenko. Los de Klopp salieron mejor tras la reanudación. Mac Allister desde fuera del área estuvo cerca de anotar, al igual que poco después Jones, ambos se fueron desviados por poco.

Un error que puede cambiar una temporada

Intentaron reaccionar los locales con un cabezazo de Gabriel, que se fue desviado. Mientras que Klopp antes de cumplir a la hora decidió mover el banquillo, con tres cambios. Cuando menos lo parecía y más de la forma, que llegó el Arsenal se puso por delante a través de Martinelli tras un garrafal error de dos jugadores veteranos como Allison y Van Dijk.

En la recta final, Klopp decidió arriesgar quintado al lateral Joe Gómez y entró en el terreno de juego, Thiago, que volvía a jugar nueve meses después. Darwin la tuvo, pero la mandó por encima de la portería. Más difícil se le puso al Liverpool en la recta final, tras la segunda amarilla a Konate. Con uno más sobre el campo, Trossard se inventó una jugada individual para sentenciar el encuentro donde no estuvo acertado Allison.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es gettyimages-1985641247-612x612-1.jpg

Era una gran oportunidad para el Liverpool para irse con ocho puntos de ventaja. Sin embargo, a pesar de que con esta derrota siguen líderes, si el Manchester City gana sus dos encuentros, serían líderes. Los de Arteta se meten en la pelea y ahora mismo están a dos puntos dela cabeza de la Premier League.

Últimas Noticias