¿Qué le pasa a Messi? Es obvio, que no es el mismo

Leo Messi no pasa por su mejor momento. Este arranque de temporada es el más atípico al que nos tiene acostumbrados y no termina de arrancar. El pasado verano, Messi vivió uno de los momentos más convulsos de la carrera cuando solicitó al presidente salir. Finalmente no lo dejaron escudándose en el que contrato vencía en junio de 2021.

Los rumores que le situaban en el Manchester City junto a Guardiola no cesaron en verano. El jugador se quedó en la Ciudad Condal a regañadientes. El equipo entró en una reconstrucción deportiva que dinamitó la etapa de Bartomeu y provocó su dimisión.

Este verano llegó Ronald Koeman y se fueron algunos jugadores importantes de los últimos años. Luis Suárez, Arturo Vidal o Rakitic, entre otros hicieron las maletas en la nueva etapa del Barcelona y llegaron jugadores jóvenes como Pedri o Trincao pero no fue posible traer a Eric García o Depay.

Todo esto provocó que el Barcelona tuviese una plantilla a medio hacer que no convence mucho ni al público ni al entrenador ni a los propios jugadores. Con todo esto, Messi sigue siendo el jugador más determinante del Barcelona y más ahora tras la lesión de Ansu Fati. Pero Leo no está rindiendo como nos tiene acostumbrados.

Se le ve más lento en los movimientos y muy apagado en el campo. Todo esto puede ser debido a su salida frustrada o a la acumulación de minutos. Leo no para ni en el parón de selecciones, en el que acude a la llamada de la selección argentina. De momento Messi acumula una media de 87 minutos de juego y 15 encuentros en los últimos 2 meses.

Koeman ha decidido darle descanso en el choque de Champions League frente al Dinamo de Kiev. La situación en Champions es más cómoda que en Liga. Leo juega por detrás del punta junto a Dembélé, Griezmann y Pedri, pero parece que no termina de asociarse con ellos. La sociedad que tenía con Suárez ha desaparecido. Sólo le queda su fiel escudero, Jordi Alba.

De momento, Messi no pasa por su mejor momento y sus números son muy pobres al igual que los de su equipo. Koeman necesita enderezar la situación y para ello, el papel de su principal estrella es determinante. Si alguien puede cambiar estas sensaciones es el astro argentino. Veremos si Messi recupera su gran estado de forma, algo que para el Barcelona es vital.

Últimas Noticias